13 nov. 2017

De los ojos...

Mientras el fuego mira el fuego,
Tu juegas en el misterio,
Y lamentome por no tener,
Ni el rojo de tus ojos ni el azul de tus cabellos...

Es ahora el miedo y verso eterno,
Un sutil aullido de un corazón de hielo,
Derritióse de un verbo eterno,
Por un cuerpo etéreo del fin delos tiempos.

Por fin miras mis ojos y vuelas de noche,
Te pierdes en drásticos juegos sin voces,
Más para vos intentose colorear un arco iris,
Pero siempre serás de la magia el mas bonito derroche...

9 nov. 2017

En ti o a ti

No puedo escapar de tu umbral,
quiero huir, salir, evitar todo malestar,
pero tu mirar me hace gravitar,
orbitar en tu realidad...

Y quiero caer, olvidar todo padecer,
puedo soñar, pero no lo quiero intentar,
quisiera soñar cuando sangra el anochecer,
estaría bien el volver a comenzar...

Pero si un león se alimenta de mi,
ojalá tus ojos atraviesen mi corazón,
que no quede nada de mi...
ojalá tus ojos tuvieran razón.

El cielo ya no es gris,
y quizás el color de tu pelo muera allí,
toma un segundo mis días juegan así,
y nuevamente vuelvo a ti...

8 nov. 2017

Tan poco

Y cuan difícil es mirarte, y cuan difícil olvidarte,
tus ojos me iluminan, tus sombras me cobijan,
y pretendes aniquilar mis sueños,
tan solo es un nuevo misterio, mi último miedo.

Y tus ojos se incrustan como puñales en mi alma,
pero me alivias con tu sonrisa, me sacrificas al alba,
y cuando me abrazas destruyes mis sueños,
lo lamento, caigo en tu abismo, estoy ciego...

Y sentirte tan cerca a mi, tan cerca a mis lamentos,
es desear que tus puñales atraviesen mis tristezas,
Y juguemos a volar sin rumbo, sin mas tormentos,
apunta en mi cien, disparara, no lo lamentarás...


7 nov. 2017

Sin sonreír...

Silencio se siente en los huesos,
Quizás aun te tengo miedo,
será que aun no liberas tus besos,
de las cadenas del fuego...

Y aunque no prometo sonreír nunca,
siempre tu risa invadirá tu lecho,
una suave brisa tocará tu pelo,
y te aseguró escaparemos del infierno...

Y vuelve nuevamente el silencio,
no se escuchan monedas, solo ángeles muertos,
regalame el ultimo de tus besos,
o debo decir quizás el primero.

Disparos

Dispararás una vez más,
Huirás pero nunca te alejarás,
El sol no volverá a salir,
y la luna no volverá a llorar.

Sombras, sombras inconclusas,
Lagrimas y no hay nuevas pistas,
Soledad, muerte segundo a segundo,
Ya no estas en mi, pero siempre estas aquí...

Y caes, sufres todo se acaba aquí,
y tus ojos me vuelven a sacrificar,
nuevamente este viejo ritual,
es la ultima vez, siempre mi sangre correrá.

Disparaste y no logras impactar,
Mientes mientras gritas mi nombre,
La lluvia nuevamente lavará mi herida,
y nadie mi sangre beberá...

3 nov. 2017

Ven

Me gustaría disparar contra tu pecho,
y contemplarte en tu moribundo lecho,
tan sólo espero el día para hacerlo,
quizás no tenga fuerza para tal hecho.

Eres una sombra sin tiempo,
Eres la luz, la luna, un misterio,
y quizás deseo que dispares tus labios,
que impacten mi tiempo...

¿Son tus ojos negros?, pero arden como el fuego,
es lo que quema mi pecho, es el silencio,
nuevamente empiezo, ¿por qué siempre pierdo?
ven acaba con esto, dispara no tengo miedo.

Antes de marcharte, juega con mis sueños,
desliza tus labios sobre este misterio,
trae luz al abismo, ven cortame el cuello
sujeta mi mano y mira como muero, lento y tierno...

Duda...

Y la vida puede ser imprecisa y dolorosa,
Las horas pueden ser inconclusas y venenosas,
siempre estoy aquí, esperando la lluvia que me ahogará,
estaré aquí por toda la eternidad, hasta que pares de llorar.

Puedes ver como mis alas se desvanecen con tu aliento,
y puedes sentir como sufro sin mirar los cementerios,
pero tus ojos me roban el sueño y parte de mi tiempo,
y aunque dispare, y aunque pierda mi cerebro, aun estas en silencio.

He tenido muchas adicciones, pero hoy estas ahí,
y quizás podrías ser tu silencio mi adicción,
quizás sería el besó que aun no me da la muerte,
o simplemente podría ser porque no esta aquí.

Y siento esa fuerza que me empuja a ti,
alguien la llamó gravedad, y sin duda tenía la razón,
tus ojos tienen esa fuerza de atraer más allá de los sueños,
nuevamente tan solo puedo enterrar mi corazón.

Si me preguntan cuan peligroso es llorar,
diré que la vida es solamente gravitar,
y que prefiero que tus labios perforen mi dolor,
y que nada vuelva a ser normal.